Skip to main content
Cómo visitar Suiza con un presupuesto ajustado

Cómo visitar Suiza con un presupuesto ajustado

Comparte esta información en: Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on RedditEmail to someone

 

Suiza conjuga todo tipo de imágenes. Por un lado están sus majestuosas montañas, delicioso fondue y chocolates, enormes bancos refugiando el dinero de la gente, relojes de precisión y una sociedad ordenada. Y por otro lado sus altísimos costos de vida, ¡$8 por un café o una cerveza! ¡$50 por un pedazo de carne! ¡$15 por un menú en McDonald’s!

 

Suiza está catalogado como el país más caro del mundo para visitar, siendo Ginebra y Zurich las dos ciudades más caras para vivir.

 

Y por esta razón, es fácil entender porque tanta gente se saltea este país y espera hasta volverse viejo y (posiblemente) rico. Cuando mencioné que estaba por visitar este país con un presupuesto ajustado, muchos negaban con la cabeza deseándome buena suerte y con una expresión diciendo “pobre tipo piensa que puede hacer eso.”

 

Tengo que admitirlo, estaba preocupado. Tengo bien sabido que no todos los destinos “caros” son obligatoriamente duros con el bolsillo (aunque algunos inevitablemente si los son), Suiza parecía desalentador, teniendo una moneda muy fuerte, impuestos altos, siendo la Meca de los bancos millonarios, organizaciones internacionales y residentes pudientes.

 

Suiza nunca será un país “baratísimo” que visitar, donde cualquier viajero pueda pasearse con sólo unos cuantos dólares en los bolsillos por día, pero para mi sorpresa me encontré con que es posible recorrer el país con un presupuesto relativamente bajo. Es difícil pero posible.

 

Cuánto gasté

 

Aquí les cuento cuanto gasté durante un viaje de ocho días a través de Suiza (Zurich, Berna, Ginebra e Interlaken) en Francos Suizos (CHF), los cuales valen alrededor de $1.03 USD.

 

Comida105.75
Alojamiento171.36
Transporte222.30
Metro17.40
Alcohol66.90
Atracciones30
Total613.71 (76.71 CHF por día)

 

A grandes rasgos hice un buen trabajo manteniendo mis costos a $79 USD por día. Definitivamente costó mucho trabajo. Tuve que depender bastante de una economía compartida (más abajo) y de cocinar mi propia comida. Poder pasearse a pie y visitar atracciones gratuitas contribuyó bastante, pero en invierno cuando tienes que pagar para esquiar puede que este no sea el caso. Habiendo pasado unos cuantos días en Zurich en el pasado, no sentí la necesidad de tener que comer afuera todo el tiempo así que me hacía feliz comer mi propia comida versus ordenar algo caro en algún restaurante. El alcohol formó parte de mi presupuesto (11% para ser exactos) pero no había forma de que vaya a Interlaken sin ir de fiesta en el famoso Balmers (el único hostal donde me hospede todo el tiempo).

 

Mi gran error fue no prestar atención al hecho de que estaba volando hacia y desde Zurich. Dado que fui desde Zurich a Ginebra y de vuelta a Zurich, esto significó hacer un doble viaje costándome 100 CHF extra en pasajes de tren. Un error realmente tonto que todavía me persigue. Es decir, ¿cómo se me pudo pasar algo tan simple? Si hubiese elegido un pasaje sólo de ida me hubiese ahorrado una sustancial cantidad de dinero y bajado significativamente mi promedio de gasto. Siempre pon atención hacia donde te diriges para ahorrar en transporte. Es mi primera regla siempre y esta vez metí la pata completamente.

 

Berna
Berna, la capital de Suiza.

 

Cómo TÚ puedes viajar a Suiza con un presupuesto ajustado

 

Pude mantener mi presupuesto bajo porque no participé de varias actividades de aventura y haciendo la mayoría de las cosas que se pueden hacer a pie (gratis). Aunque pude haber recortado algunos gastos (puesto atención al pasaje, tomado nada de alcohol,  o evitado ir al Starbucks en Ginebra), no creo que debas dejar de hacer ciertas cosas por el simple hecho de abaratar (vive un poco, ¿no?). Inclusive si hubiese compartido el transporte o hecho Couchsurfing durante mi visita hubiese destinado este dinero extra en otras actividades. Ser ahorrador pero no tacaño es mi filosofía de viaje, creo que mi presupuesto fue el adecuado para este país.

 

Esta es la lista de algunas cosas que tienen un alto impacto a la hora de ahorrar dinero, sin restar diversión y evitando desperdiciar:

 

Utiliza el Couchsurfing: Con habitaciones que llegan a costar los $30 a $40 por noche, necesitas bajar los costos de alojamiento. Hacer Couchsurfing es una buena forma de hacerlo. Es un servicio que permite a los viajeros hospedarse con los lugareños de forma gratuita (más sobre esto aquí). Te salva la vida al momento de tener que mantener los costos bajos. Dado que muchos viajeros utilizan este servicio, realiza tu pedido de alojamiento con bastante antelación. Yo tuve que realizar 25 solicitudes de alojamiento en Ginebra antes de poder encontrar alguien con quien quedarme.

 

Utiliza BlaBlaCar: El transporte es muy caro, inclusive más que el alojamiento. La mayoría de los trenes interurbanos cuestan alrededor de 50 CHF. En vez, utiliza el sitio de transporte compartido BlaBlaCar para evitar los trenes y conocer a los lugareños. El sitio web te permite compartir viajes en auto con otras personas y aunque sólo lo utilicé una vez, me ayudó a ahorrar $50 y conocer a un padre e hijo franceses muy divertidos que iban a Alemania.

 

Una sola advertencia: Ten en cuenta que algunos viajes pueden ser cancelados. En mi caso tres de los viajes fueron cancelados a último momento (inclusive una de las personas ni siquiera apareció), por tanto este servicio requiere algo de flexibilidad. Pero cuando funciona es increíble y definitivamente algo que quiero usar más seguido en Europa.

 

Busca en Airbnb: Si viajas con alguien esta opción puede ser una buena oferta, una habitación privada cuesta alrededor de $50 por noche. Divídanse la mitad y serán apenas $50, mucho más barato que un hostal (puedes obtener $20 de descuento con tu primera reserva en Airbnb usando este enlace).

 

No bebas: El alcohol no es barato aquí. La mayoría de las cervezas cuestan alrededor de 8 CHF, además, ¿quién quiere caminar con resaca? Los vinos cuestan entre 10 a 25 CHF la botella. Si realmente quieres beber, la mejor opción es ir a los bares en los hostales donde puedes disfrutar del happy hour (2×1) y tragos baratos por alrededor de 5 CHF.

 

Cocina: Habiendo restaurantes que cuestan alrededor de 40 CHF por persona, salir a comer en Suiza puede resultar muy costoso, así que sal a hacer las compras. Una semana entera de comida (pan, pasta, arroz, huevos, vegetales, queso, carne para hacer sandwiches y frutas) te costará entre 75 a 100 CHF. Los principales supermercados son Migros, COOP y Spar. COOP es el más caro.

 

Vegetariano temporal: La carne es muy cara en Suiza. Cada extranjero o residente de Suiza con el que tuve el placer de hablar me ha comentado como se tienen que limitar con el consumo de carne por lo caro que sale. Apégate a los vegetales y evita comprar carne para tus comidas (especialmente bife). Mientras iba recorriendo el supermercado en la carnicería encontré que medio kilo de carne estaba a 14 CHF. Con esos precios es mejor comprar jamón para ingerir algo de proteína.

 

Aprovecha los especiales: Si vas a comer afuera en la hora del almuerzo, la mayoría de los restaurantes tienen precios especiales con menús que cuestan entre 10 a 19 CHF. Por otra parte, ve a los restaurantes étnicos como los chinos, del medio oriente, indios o tailandeses donde tienen mejores precios y porciones más grandes (cercano a los 10 CHF). Los especiales de almuerzo son una magnífica forma de obtener mucho por poco dinero y disfrutar del lugar. Esta es la única forma que como cuando visito países tan caros como Suiza. Prepara el desayuno, almuerza afuera y prepara la cena. No puedes fallar con esta técnica.

 

Suiza es un país caro, no hay duda acerca de ello. Creo que el promedio con el cual un mochilero o viajero con un presupuesto ajustado debería contar para viajar a Suiza es de $75 USD por día. Con este precio fijado, deberías tener suficiente para realizar lo básico, hospedarte en algunos hostales, salir y disfrutar algunas actividades de aventura. Algo más barato y podría limitar tu habilidad de verdaderamente disfrutar lo que Suiza tiene para ofrecer.

 

Pero sin importar tu estilo de viaje o lo que tienes planeado hacer, seguir estos consejos te permitirán visitar Suiza con un presupuesto ajustado recortando gastos innecesarios y enfocando tu dinero tan difícilmente ganado en lo que lo quieres, ya sea en los museos, una cerveza, actividades de aventura o medio kilo de carne.

 


Artículo original: How to Travel Switzerland on a Budget | Traducción y adaptación: Osvaldo Fernández

Comentarios

comentarios

Osvaldo Fernández

Osvaldo Fernández

Entusiasta de la tecnología y la ciencia, apasionado de los viajes, las culturas, siempre en búsqueda de nuevas experiencias. Me podrás ver andando en bici o corriendo por alguna calle.

Deja un comentario